Vendieron una Playstation única en el mundo por U$D 360.000

Vendieron una Playstation única en el mundo por U$D 360.000

Una extraña versión de PlayStation, fabricada en conjunto por las empresas Nintendo y Sony, fue vendida por U$D 360.000 en una subasta. Ocurrió luego de que su dueño rechazara una oferta de U$D 1,2 millones.

Te puede interesar: ANSES| Becas Progresar 2020: cómo inscribirse, quiénes pueden hacerlo y cuánto se cobra

El fundador de Pets.com y Toys.com, Greg McLemore, quien también es un coleccionista de videojuegos, es el ganador de la subasta, que comenzó el pasado 27 de febrero a través de Heritage Auctions. Sumó a su colección la Super Nintendo con unidad de CD-ROM fabricada junto a la empresa japonesa.

McLemore afirmó a la cadena estadounidense CNN que la consola “es la cosa más cara” que ha comprado después de una casa. “Creo que he conseguido una buena oferta. Para mí vale la pena, sobre todo al unirlo con el resto de mi colección”, añadió.

La PlayStation de Nintendo es un artículo singular, ya que podría ser el último prototipo de los 200 que se crearon. Según explica Heritage Auctions, los otros 199 prototipos fueron destruidos tras una disputa entre Nintendo y Sony y el proyecto terminó cancelándose en 1991. Tres años después, Sony creó su propia PlayStation.

La consola fue fabricada por Sony y la idea era que se jugara con cartuchos Super Famicom estándar y además ejecutara juegos desde una unidad de CD-ROM.

El dueño de la consola, Terry Diebold, compró en una subasta en 2009 una caja que pertenecía a un antiguo ejecutivo de Sony Interactive Entertainment, sin saber que en su interior se encontraba el prototipo Nintendo PlayStation.

En 2015, el hijo de Terry descubrió la consola y decidió sacarla a la luz. Hasta entonces, la Super PlayStation tan solo se había visto en páginas de revistas.

Desde entonces, padre e hijo han llevado la consola por todo el mundo, mostrándola en exposiciones de juegos clásicos, entre otras cosas, y el año pasado aseguraron que ya estaban listos para subastarla.

Diebold afirmó que había rechazado ofertas millonarias en reiteradas ocasiones, entre ellas una que recibió desde Noruega de 1,2 millones de dólares.

El propietario del prototipo de Nintendo Playstation señaló al blog de videojuegos Kotaku que después de pagar los impuestos correspondientes, dividir el resto a medias con su hijo y pagar las deudas pendientes, “terminaría prácticamente con nada”.

“No puedo seguir perdiendo dinero”, explicó Diebold. “He trabajado mucho viajando con la consola y no hemos hecho nada al respecto. Cada viaje que hemos hecho nos ha costado dinero de nuestro bolsillo”, detalló.

El prototipo de Nintendo PlayStation que ha adquirido McLemore pertenecía al primer presidente y director ejecutivo de Sony Computer Entertainment, Olaf Olaffson, quien se convirtió en presidente de Advanta Corporation en 1998.